Llamada gratuita - de 08:00 a 22:00

Los ‘efectos secundarios’ del verano pueden prevenirse

Verano tras verano nos suceden algunos problemas que con un poco de sentido común y algunas indicaciones podrían evitarse. Cortes de digestión, golpes de calor o deshidratación, hongos e infecciones, diarrea, picaduras o resfriados son algunos de estos problemas que pretenden estropearnos las vacaciones cada año.

Viajar y empezar a sufrir indisposición intestinal casi antes de aterrizar. Para prevenirlos basta con algo tan sencillo como evitar las comidas con alimentos crudos o las bebidas sin embotellar. Si ya es demasiado tarde, lo más importante es mantenernos hidratados, prescindir de la lactosa (ya que aumenta la diarrea) y no recurrir a los fármacos sin la prescripción de un médico.

Las insolaciones y la deshidratación es otro de los efectos secundarios más comunes del verano. Para no sufrir un fallo multiorgánico, aunque no es habitual, a causa de un golpe de calor es recomendable tumbarse en un lugar fresco y elevar las piernas para que la sangre circule mejor, aplicarse paños fríos y beber agua a pequeños sorbos cuando empecemos a notarnos débiles, mareados o con calambres y dolor de cabeza.

Por paradójico que resulte, los resfriados también son muy típicos de esta época, en la que la diferencia de temperatura puede variar alrededor de 10ºC entre un lugar u otro. Por lo normal respiramos por la nariz, calentamos el aire exterior y eliminamos los microrganismos de esta forma, pero si la temperatura es muy baja, no realizamos nuestra función, respiramos por la boca, nos entra aire frío sin purificar y he aquí las infecciones. Muy importante para no tener que recurrir al pañuelo es mantener el aire acondicionado debe estar a 23-24ºC.

Contra los catarros la solución es beber mucha agua para mantenernos hidratados y toma analgésicos o antiinflamatorios (paracetamol, ibuprofeno). El problema se agrava cuando sufrimos enfermedades respiratorias como asma, rinitis o alergias, en cuyo caso también es esencial eliminar el exceso de humedad en el ambiente en el que nos movemos.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

Pide un diagnóstico gratuito

Uno de nuestros técnicos se desplazará hasta tu domicilio, edificio o local comercial y realizará un diagnóstico completo, gratuito y sin compromiso.

    Pide un diagnóstico

    Relacionados

    Los sótanos pueden ser trasteros, habitaciones de estudio o despacho, cocheras o cuarto de juego. En ocasiones, incluso puede ser un hogar. Al fin y al cabo, es una estancia más de la vivienda que hay que cuidar. Especialmente en asuntos referidos a la humedad. Al contrario de lo que se piensa la mayoría, no […]

    coruna
    Según un estudio realizado por la empresa Murprotec, 163 edificios y viviendas de la zona noroeste fueron reparados por problemas de humedad estructural  Galicia, 18 de Junio de 2013. A Coruña, ha sido una de las provincias del noroeste de España que más obras de reparación de humedades estructurales ha realizado durante el 2012, cifra [...]

    Hay  remedios naturales y tradicionales que son beneficiosos y que ayudan a mantener una casa saludable, pero en ninguno de los casos pueden considerarse soluciones definitivas. Confiar en los remedios de la abuela no siempre es lo mejor y, de hecho, un mal remedio casero puede provocar un agravamiento importante del problema. A pesar de la gran cantidad de información […]

     ¿Hablamos?