Número 1 en Europa y en España 60 años de experiencia
900 10 37 39 LLAMADA GRATUITA - DE 8:00 A 22:00

Los 3 mitos contra las humedades que sólo te harán perder dinero

Inicio / Blog / Los 3 mitos contra las humedades que sólo te harán perder dinero
Publicado por
en Blog

mujer preocupada por los mitos contra las humedades

 

Cuando buscas en internet cómo enfrentarte a los problemas de humedad de tu hogar, aparecen muchas soluciones milagrosas:

  • Deshumidificadores.
  • Bolas antihumedad.
  • Pinturas especiales.

Se tratan de soluciones tan espectaculares que parecen mentira para ser verdad… y ahí está precisamente el problema.

Para luchar contra las humedades existen muchas alternativas que en realidad solo ponen parches sobre el problema.

Esconden sus efectos durante un tiempo, hasta que vuelven a resurgir con todavía más fuerza porque no se ha atacado su origen.

¿El resultado? La situación se habrá complicado y será mucho más tedioso el proceso para acabar con ellas de verdad.

Si quieres saber cuáles son las soluciones que no funcionan ni aunque se alineen los planetas, sigue leyendo este post para descartarlas cuando busques por internet.

 

Soluciones milagro contra las humedades: ¿inocuas o realmente peligrosas?

 

Imagínate que desde hace un mes tuvieras fuertes dolores de cabeza y te estuvieras tomando un ibuprofeno todas las mañanas.

Las primeras veces acabarías con el dolor y podrías hacer vida normal, pero con el paso del tiempo, este se volvería más fuerte.

¿El motivo? El ibuprofeno no está acabando con el origen del dolor de cabeza, solo tratando sus síntomas.

Hasta que un dentista no descubriera que te aprietas los dientes por estrés al dormir, no podrías encontrar una solución que funcionara de verdad.

Como te decíamos más arriba, el verdadero problema de enfrentarte a problemas de humedad con soluciones milagrosas es que lo único que disminuirá será tu tiempo y tu dinero.

Aunque nos encantaría contarte que con aplicar una pintura la humedad de tu pared desaparece, nada más lejos de la realidad.

Son soluciones que enmascaran los problemas, pero que nunca atacan a su raíz.

 

Mito #1 Pinturas antihumedad y spray antimoho

 

Te despiertas cada mañana y te encuentras los cristales llenos de vaho. Es una situación cotidiana, ¿verdad?

Sin embargo, por primera vez te fijas en el que el vapor de agua no se encuentra por fuera de tu ventana, sino por dentro.

¿Qué está pasando aquí?

De hecho, miras más allá de la ventana y te das cuenta de que en una esquina de tu salón están apareciendo unas manchas oscuras.

Te das cuenta de que tienes problemas de humedades.

Buscas por internet una solución y la primera que aparece es la pintura antihumedad, así que te planteas comprarla. No en vano, te cuentan que consigue maravillas.

Pero nada más lejos de la realidad.

Las pinturas antihumedad son como ese ibuprofeno. Esconden durante un tiempo los síntomas, pero al final salen a la luz con mucha más fuerza.

 

Mito #2 Bolas antihumedad

 

Puede que cuando busques soluciones para tu problema de humedades, la pintura no te acabe de convencer.

Puede que incluso hayas pensado que esto de las humedades no se puede resolver tan solo pintando encima de la mancha. Y tienes razón.

Sin embargo, encuentras un remedio barato y sencillo que te da la sensación de, esta vez sí, puede ayudarte.

Se trata de una bola antihumedad que se coloca en el interior de las habitaciones cerradas y deja que sus productos químicos (cloruro de calcio) absorba la humedad del ambiente.

Pero es demasiado bonito para ser verdad.

Aunque estos productos antihumedad sí que pueden mejorar temporalmente los problemas de humedad, solo lo hacen en espacios realmente reducidos de un máximo de unos pocos metros cuadrados.

No obstante, en la mayoría de los casos no solo no solucionan los problemas de humedad, sino que estos siguen empeorando con el paso del tiempo.

 

Mito #3 Deshumidificadores

 

Como pasaba en el caso anterior, un deshumidificador tiene un efecto ligero en zonas muy controladas. Sin embargo, el verdadero problema de un hogar con humedades es que no aparece solo en una habitación, sino que estas suelen extenderse por toda la casa.

Por lo tanto, a no ser que instales varios dispositivos por toda la vivienda, uno solo nunca te dará una solución real a tu problema.

Además, los deshumidificadores también tienen su cruz. Su principal desventaja es que extraen la humedad del aire, pero no lo renuevan.

Es decir, los ocupantes de la vivienda o los trabajadores de la oficina respiran el mismo aire una y otra vez. Un aire de cada vez menor calidad que funciona en un circuito cerrado sin ser saneado.

Como te puedes imaginar, esta situación puede desembocar en problemas de salud para las personas que se encuentran en el interior.

Por tanto, los deshumidificadores tampoco son la solución que esperabas.

 

Entonces, ¿cuál es la solución contra las humedades?

 

Como ves, tratar de ponerle parches a los problemas de humedades tan solo consigue que la situación empeore con el tiempo.

Si quieres acabar con las humedades por condensación o de cualquier otro tipo, tienes que tratar el problema de raíz.

En Murprotec hemos pasado todo el 2020 desarrollando una solución definitiva para los problemas de humedad y de calidad del aire del interior de viviendas, oficinas y escuelas.

¿Has escuchado hablar de nuestra CTA?

 

¿Qué es una CTA?

 

Una CTA es una Central de Tratamiento del Aire que tiene el objetivo expulsar el aire húmedo y contaminado de una vivienda hacia fuera y cambiarlo por uno que esté en mejores condiciones.

Cuando estamos en invierno y las ventanas permanecen cerradas la mayor parte del tiempo, la CTA dispone de unas sondas de temperaturas integradas que mantienen la temperatura.

¿Cómo?

Cuando la temperatura exterior desciende por debajo de los 15ºC, el sistema de precalentamiento se hace efectivo y calienta el aire que entra para mantener la temperatura.

Como este aire entra con sobrepresión, se propaga por toda la casa, lo que permite que la CTA ventile y sanee el 100 % del volumen de aire del interior.

Se trata de una solución que puedes instalar en cualquier hogar, oficina o aula y que permite asegurar unas condiciones de aire adecuadas y unos niveles de humedad que no ponen en riesgo la salud de la construcción.

 

¿Quieres apostar por una CTA? Te damos 7 razones para montarlo en tu hogar

 

  • Sanea las paredes y los techos, elimina el moho y el vaho de los cristales.
  • Acaba con los olores al renovar constantemente el aire del interior.
  • Permite reducir las corrientes de aire frío y las diferencias de temperaturas entre las habitaciones.
  • Elimina los componentes del aire que pueden provocar alergias, proliferación de ácaros…
  • Purifica el ambiente filtrando nuevo aire insuflado del exterior.
  • Favorece la extracción por las ventilaciones altas y mejora el tiro de las chimeneas.
  • Se instala fácilmente, sin necesidad de obras.

 

¿Tienes problemas de humedades?

Antes de decidir si una Central de Tratamiento de Aire es la mejor opción para ti, te animamos a que tomes el diagnóstico online gratuito y sepas cuál es la mejor estrategia.

Como te decíamos más arriba, muchas veces nos adelantamos a los acontecimientos y nos lanzamos a por una solución que parece la adecuada, pero cada caso es un mundo.

Por eso un diagnóstico de estas características es justo lo que necesitas para asegurarte de que estás dando los pasos adecuados.

[Total:2    Promedio:3.5/5]
Entradas relacionadas