Número 1 en Europa y en España 60 años de experiencia
900 10 37 39 LLAMADA GRATUITA - DE 8:00 A 22:00 VISITA EN 48 HORAS MÁXIMO

¿Cómo detectar los problemas de humedad en casa?

Inicio / Blog / ¿Cómo detectar los problemas de humedad en casa?
Publicado por
en Blog

En algún momento hemos tenido esa sensación de frio al entrar en casa cuando la temperatura en el exterior es agradable, un olor raro en el garaje o en el trastero del sótano, o incluso el espejo del aseo se empaña cada vez con más frecuencia. Estas son algunas de las pistas que nuestra vivienda nos empieza a dar cuando la humedad estructural ha calado sus muros, pero ¿realmente podemos detectar esos síntomas? Y lo que es más preocupante, si no lo hacemos ¿qué pasará?

problemas de humedad en casa

Al igual que nuestro cuerpo cuando algo no funciona bien empieza a dar avisos, las viviendas también dan señales de que algo no anda bien. Los primeros síntomas son bastante ligeros y pueden pasar desapercibidos o en algunos casos nos pueden parecer “normales”.

 

  • Malos olores. Una combinación de humedad excesiva, falta de circulación de aire y oscuridad crean un ambiente idóneo y óptimo para que crezcan y generen ese mal olor tan característico. El moho y los hongos son los causantes del conocido como “olor a cerrado”, ya que liberan un gas que entra y permanece en telas, alfombras, cortinas y muebles. Y el mayor problema, es que una vez que este “aroma” penetra de una forma prolongada en cualquier estancia de nuestra vivienda, será muy complicado eliminarlo.

 

  • Ropa húmeda. Este síntoma lo notamos sobre todo en los cambios de temporada cuando toca guardar la ropa de verano y sacar la de invierno o al revés. Vemos con normalidad que la ropa que ha pasado toda una temporada guardada en una caja no huela muy bien y esté algo húmeda, pero no debería ser así. Si la estancia donde se almacena tiene un ambiente seco, sacaremos la ropa igual que la guardamos, si no es así nuestra vivienda necesitará ponerse en manos de profesionales para encontrar el foco del problema y eliminarlo definitivamente.

 

Pero la cosa cambia cuando signos van más allá y empiezan a dejarse ver un poco más.

  • Ventanas empañadas. Este problema aparece cuando en una casa hay problemas de ventilación o cuando está tan aislada al exterior que no permite que el vapor de agua salga con normalidad. Muchas edificaciones hechas en España a partir de los años setenta cuentan con un aislamiento excesivo que hace que esto suceda.

 

  • Ligeras manchas negras en las esquinas del techo. Este problema también puede ser consecuencia del excesivo aislamiento de las viviendas y la falta de ventilación. Estas pequeñas manchas pueden ir aumentando de tamaño e ir generando moho y hongos que a la larga empezarán a ser perjudiciales para la salud al ser inhalados.

 

  • Desconchones. Cuando la humedad estructural ya ha impregnado los muros y necesita salir, una de las formas que tiene de manifestarse es desconchando la pintura.

 

Al primer indicio de sufrir humedad estructural en casa es importante acudir a profesionales del sector que sepan detectar mediante un diagnóstico en profundidad de qué tipo de humedad se trata y dónde está el foco. De esta manera se podrá poner en marcha el mejor tratamiento para eliminar definitivamente los problemas y consecuencias que estas patologías pueden causar en la salud de los habitantes de las viviendas afectadas.

 

 

[Total:0    Promedio:0/5]
Entradas relacionadas